Utilizamos cookies y no lo escondemos
www.clinicacasas.com utiliza cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia de usuario y ofrecer contenidos adaptados a tus intereses. Si sigues navegando consideramos que aceptas su uso.
Por favor, revisa nuestra Política de Cookies para comprobar que estás de acuerdo con ella.
ACEPTO
Cerrar

Clínica Casas

Cirugía, dermatología y Láser

C/ Villabenavente, 11-1ºD León (España)
987 25 33 63 / 987 21 58 78

Blefaroplastia superior

Blefaroplastia superior

Rejuvenece tu mirada

¿Qué es una blefaroplastia superior u operación de párpados?
La blefaroplastia superior u operación de párpados es la cirugía que busca la mejora cosmética del párpado superior. Es la cirugía que elimina el exceso de piel de los párpados superiores y que despeja la mirada, dándonos un aspecto rejuvenecido y más descansado.

¿Quién es el candidato a una blefaroplastia superior?
Los candidatos más frecuentes para una operación de párpados suelen ser mujeres y hombres a partir de los 35 años de edad con un buen estado de salud general. Algunos pacientes, por sus rasgos genéticos, presentan un aparente exceso de piel desde edades más precoces. Es importante detectar aquellos pacientes que tienen unas cejas muy caídas, ya que en estos casos la blefaroplastia sola no consigue despejar el párpado suficientemente y puede ser necesario añadir un lifting de cejas. No existe ningún problema médico que impida realizar esta cirugía, siempre que esté bien controlado.

¿En qué consiste la operación de párpados o blefaroplastia superior?
Desde sus inicios hasta la actualidad, una operación de párpados ha sido considerada como un simple acto de “quitar piel, músculo y grasa”. Para el verdadero especialista en blefaroplastia y cirugía plástica facial, es mucho más que eso. Son varios los factores que determinan el aspecto del párpado superior, y la cantidad de piel en el párpado no es el único de ellos. Existen otros como el estado del pliegue del párpado y la posición de la ceja, y la adecuada exploración de cada uno de ellos es lo que nos hace conseguir el mejor resultado posible en cada paciente. La planificación correcta es la clave del éxito en una blefaroplastia superior. Una cirugía demasiado agresiva sobre la piel, músculo y grasa del párpado superior da lugar a párpados “vacíos” , ojos hundidos, mirada triste y en el peor de los casos dificultad para cerrar los ojos. Además de las diferencias individuales (no existen dos pacientes iguales), existen diferencias importantes entre hombres y mujeres. En éstos primeros, la cirugía suele ser más conservadora ya que un párpado demasiado despejado en un hombre puede feminizar su aspecto. Las microincisiones no son visibles desde el primer día de la cirugía ya que se realizan en el pliegue natural del párpado. Algunos pacientes presentan un exceso de grasa a nivel de la ceja, que se manifiesta como una ceja gruesa y descendida. En estos casos puede realizarse un esculpido con eliminación parcial de la misma a través de la misma incisión de blefaroplastia. Cuando la ceja se encuentra muy descendida, puede ser necesario la elevación de la misma en el mismo acto.

Antes de la blefaroplastia
Previo a la operación de párpados tendrás una primera visita con el Dr. Pablo Casas, especialista en Cirugía Plástica Facial, en la que discutiréis las características de tu anatomía, las opciones posibles y los objetivos a conseguir. El Dr. Pablo Casas es un experto Cirujano Plástico Facial, con formación en los mejores hospitales del país y del extranjero, junto a los mayores expertos en cirugía estética de párpados. ervención para entregarlos al anestesista. En casos especiales puede ser necesaria una visita previa con el anestesista.

El día de la cirugía de párpados

Debes acudir a la clínica llevando contigo la documentación necesaria según te hayamos indicado, así como las pruebas preoperatorias. Una vez en quirófano, el equipo de enfermeras se encargaran de hacer que estés cómodo y relajado, y posteriormente el anestesista se presentará, comprobará tus constantes, y dará el visto bueno para iniciar la intervención. Realizamos esta cirugía con anestesia local y sedación en la mayoría de casos, aunque se puede realizar también con anestesia local solamente si es necesario por criterio médico o preferido por el paciente. La cirugía se realiza siempre de forma ambulatoria, sin ingreso. Tras finalizar la cirugía permanecerás alrededor de una hora en observación mientras te aplicamos frío y antiinflamatorios para frenar el proceso inflamatorio inicial.

Recuperación tras una blefaroplastia superior

El post-operatorio tras una blefaroplastia superior es indoloro, tanto es así que la gran mayoría de pacientes no necesitan ningún analgésico. Aparecen morados e hinchazón en mayor o menor medida en todos los pacientes, y se reabsorben en su mayor parte durante la primera semana. A la semana la recuperación no es completa, pero la mayoría de pacientes no tienen problema para reiniciar sus actividades ‘sociales’ en este punto. Durante los primeros días es importante no realizar esfuerzo físico vigoroso para evitar posibles sangrados y acortar la recuperación. Recomendamos la aplicación frecuente de frío durante los 2-3 primeros días y una pomada antibiótica sobre la herida 2 veces al día. La lubricación ocular con lágrimas artificiales en colirio también es recomendable ya que pueden aparecer síntomas de sequedad ocular debido a que el parpadeo normal esta disminuido durante los primeros días. Es frecuente incluso que durante 2-3 días los ojos no cierren completamente por la noche ya que el músculo orbicular (encargado del cierre ocular) se está recuperando de la anestesia y de la inflamación de la intervención. La primera revisión se realiza a la semana de la intervención para retirar los puntos. Antes de la primera revisión el Dr. Pablo Casas en persona se pondrá en contacto telefónico con usted para conocer su evolución. Ante cualquier problema o duda que pudiese surgir, siempre tendrás contacto directo con él. La recuperación suele ser completa al mes de la intervención, cuando realizamos la segunda visita post-operatoria. La cicatriz seguirá mejorando durante el primer año hasta llegar a ser invisible con el ojo cerrado (con el ojo abierto suele ser invisible desde el primer día). Los resultados de una blefaroplastia superior son duraderos. Es muy infrecuente que realicemos esta cirugía por segunda vez en el mismo paciente. Es cierto con el paso de muchos años, es posible que el paciente pueda notar de nuevo cierta “plenitud” en los párpados superiores, pero esto suele deberse más a una caída de la ceja que a un exceso de piel en el párpado superior. En el caso de que un paciente fuese operado hace años de una blefaroplastia y presente de nuevo un exceso de piel, no existe problema en realizar una nueva blefaroplastia.


Si deseas más información sobre la cirugía estética de párpado superior en León, puedes ponerte en contacto con nosotros en el 98725336 o a través de nuestro correo electrónico info@clinicacasas.com, y solicitar una consulta informativa.